La medicina de la palabra

Testimonio Etiopía

La medicina de la palabra… Vengo de un lugar donde el médico mira algoritmos, protocolos, ordenadores y cubriéndose siempre las espaldas ante el ataque del paciente. Llegar a Gambo, te reubica. El médico mira a quien tiene que mirar: al niño enfermo y a la madre. Es él, su conocimiento, sus palabras y sus sentidos. El despacho médico es el pabellón de pediatría junto a todos los niños ingresados, para no perderlos de vista, para dedicar todo el día a ellos. El butacón acolchado es un pequeño taburete de madera tallado a mano, que te mantiene a escasos centímetros del suelo, para ver al niño desde su misma altura, para acercarte a la tierra, para alejarte de vanagloriarte en el cielo, para sentarte en el mismo lugar donde lo hacen ellos, para entender al niño.

 

Más Noticias ONG que te pueden interesar

Haití, azotado por los terremotos y otros temblores
Manos Unidas no quiere comenzar este año 2019 sin recordar a uno de los países más pobres del planeta: Haití. Allí, después de los últimos... Leer más
Artículo Populorum Progressio por Antoni Babra
San Pablo VI y una encíclica para Manos Unidas
El pasado 12 de diciembre, en la última Asamblea de Manos Unidas Barcelona, su consiliario, Antoni Babra, leyó como inicio de la jornada un... Leer más
Marcha por la paz 2019
Manos Unidas apoya a la Comunidad de Sant'Egidio
Con motivo de la Jornada Mundial por la Paz, la Comunidad de Sant'Egidio, promueve cada 1 de enero de 2019 - por decimoséptimo año... Leer más

Añade un comentario